alergia al frio

Alergia al frío

5 (100%) 4 votes

Algunas personas esperan con ansias las estaciones frías para ver la neblina, la lluvia cayendo en los árboles, la nieve en las calles. Pero para otros estas temporadas son una real pesadilla, porque son alérgicos al frío. Puede ser que no te guste el frío o que en invierno eres resfriarte seguro, pero eso no te hace alérgico a este tipo de clima.

alergia al frio

Qué es la urticaria a frigore, la denominada alergia al frío

Un pequeñísimo número de personas en el mundo, aproximadamente el 1% la población, padece de urticaria a frigore, nombre con el que se le conoce a la alergia al frío. Afecta mayormente a las mujeres en un porcentaje de 2 a 1 con relación a los hombres y aparece en la primera etapa de la adultez. El problema de quienes padecen de este tipo de alergias va más allá de los inconvenientes de un día helado. Todo lo frío representa un peligro en sus vidas

Un vaso de gaseosa frío, comer un helado, nadar en un río o piscina, exponerse a bajas temperaturas. Todo esto les puede causar una serie de reacciones graves que podrían alterar su vida de manera significativa. Este tipo de alergia causa una reacción de la piel al ser expuesta a estímulos fríos y se manifiesta con brotes agudos de ronchas rojizas que producen picor. En algunos casos puede generar fiebre, malestar general, dolor de cabeza y dificultad para respirar. Lo común es que las manchas rojizas broten entre 10 y 30 minutos después de la exposición, cuando ya la piel comienza a recuperar su temperatura normal.

¿Seré alérgico al frío?

La urticaria a frigore no es contagiosa, se puede ser portador de la enfermedad porque es de carácter hereditario, pero se desarrolla en los primeros años de la adultez. Y aunque esto no es consuelo para quienes la padecen, algunos científicos aseguran que con el paso de los años desaparece. Puede ir desde una alergia leve, donde el estar en contacto con bajas temperaturas cause picor y enrojecimiento de la piel, hasta cuadros graves donde se presenta inflamación de las vías respiratorias, desmayos y en casos extremos hasta la muerte. Los síntomas más comunes son:

  • Urticaria o erupción en la piel, sobre todo en manos, cuello y rostro.
  • La alergia puede empeorar cuando se calienta la zona afectada.
  • Hinchazón de las manos al sostener objetos fríos
  • Hinchazón de los labios y la garganta al consumir bebidas o alimentos fríos
  • Comezón.
  • Enrojecimiento.
  • Fiebre.
  • Malestar general.
  • Dolor de cabeza.
  • Dificultad leve para respirar.
  • Tos.

Las reacciones más fuertes y menos frecuentes son:

  • Una reacción alérgica general del cuerpo (anafilaxis), que puede causar desmayos, palpitaciones, hinchazón de las extremidades o el tronco, y por último, producir un shock anafiláctico.
  • Hinchazón de la lengua y la garganta, lo que puede provocar severas dificultades en la respiración.

Ahora que ya conoces los síntomas, ¿cómo saber si eres alérgico al frío?. No existe ninguna prueba científica a la que te puedas someter para saberlo, pues no hay ningún alérgeno que cause esa sensibilidad. No obstante, existe una manera eficaz de saber si eres alérgico al frío que puedes aplicar desde la comodidad de tu casa, se trata del test del cubito de hielo. Este test consiste en colocar un cubito de hielo directamente sobre la piel del antebrazo durante 5 minutos. Si en los 10 minutos siguientes puedes observar un enrojecimiento e inflamación cutánea en la zona, seguramente eres alérgico al frío.

Si en algún momento llegaras a presentar alguno de los síntomas que ya mencionamos, debes acudir al médico rápidamente para que determine cuál es el tratamiento que debes seguir en tu caso. Él te dará las indicaciones para aliviar la urticaria dependiendo de la gravedad de las afecciones que presente tu piel. Te recomendamos que acudas a emergencias de un hospital si después de una exposición al frío:

  • Te sientes mareado.
  • Tienes dificultades para respirar.
  • Sientes la lengua o la garganta inflamada.

Factores de riesgo

Todas las personas pueden desarrollar en algún momento de sus vidas alergia al frío, pero existen unos factores que te hacen más propenso a padecerla. Esos factores son:

  • Tener la piel muy sensible
  • Los niños y adolescentes con problemas de alergias son más vulnerables a desarrollar alergia al frío
  • Si se ha padecido recientemente una infección respiratoria como neumonía.
  • Si se ha tenido o tiene problemas de salud graves como hepatitis o cáncer. Puede desarrollar urticaria por frío, adquirida por una enfermedad.
  • Si usted tiene familiares con este tipo de problemas, puede ser que sea afectado por la exposición al frío y se genere la alergia.

¿Cómo tratar la alergia al frío?

Los medicamentos más comunes que los médicos recetan para la alergia al frío son:

  • Los antihistamínicos: que bloquean o disminuyen los síntomas
  • Doxepina (Silenor): Este es un ansiolítico y antidepresivo que también puede reducir los síntomas de la alergia al frío (o urticaria por frío).
  • El omalizumab (Xolair): Se utiliza para tratar el asma, este fármaco se ha utilizado con éxito para tratar a un pequeño número de personas con alergia al frío, que no responden a otros medicamentos.

Debes saber que para este tipo de alergias no existe cura ni vacuna. Como dijimos anteriormente se supone que desaparece con el tiempo.

Evita los síntomas

Aunque existen tratamientos farmacológicos para tratar los síntomas, la mejor recomendación para esta condición es la prevención. Sigue estas recomendaciones:

  • Salir siempre abrigado a la calle.
  • Evita estar a la intemperie en zonas frías, utiliza siempre un vehículo para desplazarte, utilizar guantes para tocar objetos muy fríos.
  • Evitar el contacto de tus manos con el hielo.
  • Consumir alimentos y bebidas a temperatura ambiente.
  • No bañarse en playas, piscinas, ríos, cascadas con agua fría.
  • Si necesitas meterte al agua utiliza trajes de neopreno.
  • Colócate cerca de fuentes de calor como el radiador, chimenea, estufa, cocina, fogata.
  • Evitar poner al mínimo de temperatura los aires acondicionados
  • Tomar un antihistamínico antes de exponerse al frío.
  • Mantener a mano los medicamentos que el doctor indique para evitar los shocks anafilácticos

Mitos sobre la alergia al frío

Esta es una enfermedad que afecta la calidad de vida de quienes la padecen, física y emocionalmente. Por ser poco común se desconoce mucho sobre ella y eso forma ideas erróneas a su alrededor. Aquí te presentamos los mitos de esta alergia tan rara:

  1. “¿No es solo picor por tocar algo frío?” No, la afección cutánea que causa es grave, incluso puede llegar a causar dolor intenso. En casos graves pueden generarse shocks alérgicos que pueden ser mortales.
  2. “Seguro que en unos días se te quita” Es de carácter crónico. Lo cierto es que se supone que debe desaparecer al cabo de un tiempo, pero ese tiempo no se sabe si puede ser un mes o 20 años. Es una enfermedad impredecible.
  3. “Solo afecta a la piel ¿No?” Es una enfermedad inicialmente dermatológica, sin embargo en largas etapas puede causar ansiedad, ataques de pánico, dificultad respiratoria.
  4. “No condiciona económicamente” Fuera de los gastos médicos que genera, esta enfermedad causa un porcentaje importante de ausentismo laboral en quien la padece, pues sus síntomas son muy agudos, lo que impide desarrollar las labores con total normalidad.
  5. “Que el médico te recete algo y ya” Muchas veces su diagnóstico se confunde con otras patologías. Además de que no existe un tratamiento para la enfermedad como tal, solo para disminuir sus síntomas.

Quienes sufren de alergia al frío se ven obligados a cambiar su estilo de vida pues les priva de realizar muchas actividades que antes hacían con normalidad, solo les queda la esperanza de que sus síntomas desaparezcan o disminuyan con el pasar de los años.