alergias alimentarias

Probablemente alguna vez hemos experimentado reacciones corporales a ciertos alimentos, por lo que ya podemos tener una idea de lo que es una alergia alimentaria; sin embargo, aunque en algunos casos puede ser una situación momentánea, muchas personas se ven aquejadas continuamente de alergias que pueden ser incómodas y peligrosas.

Cualquier alimento puede causar alergia, pero a través de análisis de laboratorio aplicando ciertas técnicas, se pueden detectar las proteínas alergénicas que la causan. Generalmente, cuando la alergia a algún alimento se presenta en niños de corta edad, esta puede desaparecer con el paso del tiempo, pero no siempre es así.

Principales síntomas de la alergia alimentaria

Esta alergia es una reacción hacia algún producto ingerido y se puede manifestar a través de diferentes signos en cualquier parte del cuerpo; así como la piel, boca, ojos y nariz.

Debido a que es una reacción inflamatoria, es importante tener en cuenta que hay que actuar con rapidez debido al peligro de un shock anafiláctico. Este shock, es el desenlace de una reacción grave, producida por una sustancia alergénica contenida en algún alimento, medicamento u otra sustancia.

En este sentido, es de suma importancia estar alerta a los signos que produce esta reacción, que pueden surgir en un lapso de dos horas después de haber ingerido el alimento. La alergia alimentaria, puede implicar varios órganos y los signos de alarma son:

  • En la piel: Puede presentarse urticaria y enrojecimiento de la piel. Además, inflamación en la boca, orejas y ojos.
  • Faringe y mucosas: En este caso la rinitis alérgica es protagonista, presenta picor en los ojos, boca y nariz. En pacientes que sufren de asma pueden presentar episodios de broncoespasmos y dificultad para respirar, lo que puede desencadenar en un episodio grave que puede llevar a la muerte. 
  • Aparato digestivo: La reacción alérgica a los alimentos también pueden desencadenar en problemas digestivos como náuseas y vómitos, dolor abdominal, diarreas y estreñimiento. 

Medidas que debemos tomar ante los primeros síntomas de alergia alimentaria

Lo primero que debemos considerar ante la aparición de cualquier síntoma, es acudir a un médico. Sin embargo, cuando el paciente ya ha sido diagnosticado, seguramente tendrá a la mano algún medicamento previamente recetado como son los antihistamínicos.

Si le sucede por primera vez y no tiene este tipo de medicamento, debe acudir de forma inmediata a un centro hospitalario para evitar cualquier afección.

¿Qué tratamiento se utiliza en casos de alergia alimentaria?

El tipo y la gravedad de reacción de una alergia alimentaria pueden variar según la reacción corporal de cada persona. Por lo general la alergia alimentaria es tratada con antihistamínicos o con algunos corticoides.

En los casos más graves, donde está presente el shock anafiláctico, se utiliza como tratamiento inyección de adrenalina y el uso de máscaras de oxígeno para ayudar a regular la respiración. 

alergias alimentarias

¿Cómo saber si tienes alergia a un alimento?

Casi cualquier alimento puede causar alergia alimentaria, por lo que los médicos se enfrentan a un reto cada vez que deben diagnosticarlo.

El especialista debe iniciar una serie de pruebas que le permitan ir descartando o confirmando los agentes alergénicos. Estos análisis se hacen por medio de exámenes sangre o en la piel con los alimentos más alergénicos como, la leche, el huevo, el maní, las fresas, algunos mariscos.

Las pruebas cutáneas se realizan aplicando extractos de los alimentos alergénicos en la piel, los cuales se dejan actuar por un lapso de 24 horas mínimo. Una vez finalizado este lapso, se observará las reacciones de cada alimento en la piel, confirmando o descartando la reacción alérgica de los mismos.

En el caso de las pruebas de sangre, se realiza después de haber dado a ingerir una pequeña porción del alimento sospechoso. Una vez analizada la muestra, se determina si existió o no presencia de algún alérgeno en la sangre.

También se aplica la llamada dieta de eliminación, que consiste eliminar de la dieta los alimentos sospechosos, y posteriormente agregarlos de uno en uno, de tal forma que se puedan ir descartando o confirmando el responsable. 

Alimentos más alérgenos

Como ya mencionamos, cualquier cosa que ingerimos puede causar alergia alimentaria. Sin embargo, según algunos estudios existen cinco alimentos que reportan la mayoría de las alergias. Estos son:

  • El huevo: Este tipo de alergia se presenta en personas que han producido inmunoglobulinas IgE contra la proteína del huevo. Se asocia con antecedentes familiares.
  • Pescado y marisco: También se presenta una respuesta inmunológica de anticuerpos IgE. Es más frecuente en países donde existe un gran consumo de estos productos. 
  • Leche: En este caso el cuerpo reacciona a las proteínas de este producto. También se le adjudica componentes hereditarios. 
  • Verduras y frutas: Puede deberse a factores genéticos y medioambientales, este último debido a la presencia de pólenes que pueden sensibilizar a las personas expuestas. 
  • Frutos secos y cereales: Los casos más comunes son la alergia al avocado, tanto que en algunos países de Europa es considerado como un problema de salud pública